Plantas de interior que necesitan poca luz

Mónica Heras Berigüete·
13 Noviembre, 2020
Estas plantas de interior que necesitan poca luz pueden darte ese toque alegre que necesitas. Ya no tienes pretextos para abrirle la puerta a la naturaleza.

Si tienes una casa con poca luz y amas las plantas, no tienes por qué estar condenado a vivir sin ellas. Aunque por norma general la naturaleza requiere de este elemento para vivir, existen un montón de plantas de interior que necesitan poca luz.

Conocer cuáles son las especies que tienen menos demanda de la energía solar puede abrirte un gran abanico de posibilidades para llenar tu hogar de verde. ¿Te apetece darle un aire fresco a tus ambientes?

Las plantas de interior que puedes poner en espacios oscuros

Lo mejor de las plantas de interior es que hay una para cada espacio. Las hay grandes, pequeñas, que cuelgan, con o sin flores, con necesidad de mucho o poco riego y, también, están las que no necesitan demasiada luz para poder crecer frondosas y sanas.

Si eres de esas personas que tienen una casa oscura o tu espacio de trabajo está poco iluminado, descubre cuáles son las especies con las que puedes decorarlos. ¡Te enamorarás de ellas!

Algunas especies que admiten ambientes con poca luz

Plantas de interior que necesitan poca luz

La monstera deliciosa, tan apetecible como su nombre

Si hay una de planta que tiene enamorados a los instagramers del mundo entero es la mostera deliciosa. Es una de esas especies que seguro has visto en la mayoría de las casas y es porque se adapta a todos los espacios y estilos. Su estética es preciosa, puede alcanzar un gran tamaño y puede ser trepadora.

También conocida como costilla de Adán, esta planta es capaz de crecer en lugares con poca luz, aunque esto mermará el tamaño que puede llegar a alcanzar. Toma también en cuenta que no demanda demasiada agua y el exceso de riego podría dañarla.

La begonia, una de las plantas de interior que necesitan poca luz

Las begonias puedes encontrarlas en muchas variedades de formas y colores, lo que las hacen el blanco de los espacios más alegres y vitalistas. Pero otro de sus grandes atractivos es que no requiere cuidados demasiado exigentes.

Esta planta tiene unas flores de lo más atractivas. Para que dé el cien por cien de su belleza, es imprescindible que tenga un ambiente cálido y un sustrato siempre húmedo. Al ser una planta tropical, no le gusta nada el frío. Mira en Verdecora para añadir una a tu decoración.

La violeta africana y su suavidad

Plantas de interior que necesitan poca luz

Es de las plantas de interior más valoradas y esto es debido a sus pequeñas flores. Es una de esas especies que pueden cuidar incluso los menos diestros, ya que necesita poca luz y poca agua para permanecer bonita.

Más allá de lo sencillo que es cuidarla, si le das el mimo necesario, puede estar en floración todo el año y llenar tus ambientes de colores azules, violetas, blancos y rosas.

Plantas de interior que necesitan poca luz: el Anthurium y su magia

El Anthurium, también conocido como anturio, es una  planta que seguro has tenido alguna vez en casa o la has visto. Tiene unas preciosas hojas en forma de corazón y cuenta con  unas brácteas rojas que suelen confundirse con las flores.

Es otra de las especies que no necesitan mucha luz para estar bonitas y sus cuidados son bastante sencillos. Requiere una buena cantidad de agua, pero sin excesos. Ten en cuenta que la tierra debe estar en todo momento húmeda, pero no tolera los encharcamientos. En Amazon, la puedes encontrar.

La resistencia de la zamioculca

Esta planta tan peculiar en cuanto a la distribución de sus hojas no solo es poco exigente con la iluminación sino que su pauta de riego es ideal para los que no saben mucho de jardinería (debe hacerse con poca frecuencia).

También, se le atribuye un gran poder para limpiar el aire de partículas tóxicas que se encuentran en los limpiadores químicos y sería muy recomendable tenerla en casa según el Feng Shui, puesto que atraería la buena suerte.

Estas son algunas de las plantas de interior que pueden sobrevivir en espacios poco iluminados. Por lo general, la mayoría de ellas son poco demandantes de agua, lo que las hace perfectas para los que se inician en la jardinería.

Pon algo de verde en tus ambientes y verás lo bonitos que quedan y lo mucho que cambia el look & feel. Ayudan a la estética, a limpiar el aire y a hacerte más feliz.