Cómo hacer tu propia estantería de cuerdas

¿Quieres darle a tu hogar un toque natural y artesanal? Un buen recurso sería el uso de estanterías suspendidas con cuerdas.
Cómo hacer tu propia estantería de cuerdas
Francisco Jiménez

Escrito y verificado por el historiador del arte Francisco Jiménez el 27 marzo, 2019.

Última actualización: 27 marzo, 2019

En esta ocasión, nos centramos en un proyecto divertido y original: cómo hacer tu propia estantería de cuerdas. Un proceso fácil y sencillo para que puedas realizarlo por ti mismo y sin necesidad de gastar mucho dinero.

Este mueble es de vital importancia en el hogar. Nos permite organizar nuestras pertenencias y, al mismo tiempo, decorar las estancias. Además, nos sirven de expositor para colocar nuestros recuerdos de viajes, elementos decorativos, fotografías, libros, etc.

Existe una amplia variedad en este tipo de muebles. Los hay de todos los estilos y tamaños, adaptables a cualquier contexto y ambiente, y, a su vez, pueden proporcionar un toque sutil y original al espacio.

Estantería de cuerdas colgante

Estantería colgante.
Estantería / pinterest.es

Cada vez es más común ver en las revistas de interiorismo estanterías de cuerdas colgantes. ¿En qué consiste esta tipología? Se conforma por unos listones de madera suspendidos desde el techo o la pared.

Este tipo de muebles nos recuerda mucho al estilo navy por el uso de la cuerda. Sin embargo, se trata de un caso muy versátil, al poder combinarse perfectamente en cualquier ambiente. ¿Qué necesitamos para poder hacerlo? Apenas se van a requerir materiales; nos bastará únicamente con los siguientes:

  • Listones de madera: el tamaño puede variar según el espacio que quieras que ocupe.
  • Cuerda.
  • 2 ganchos o argollas.
  • Un bote de pintura o de barniz.
  • Un taladro y una lija.

Paso 1: diseño y ordenación de ideas

Materiales de estanterías de cuerdas.

Lo primero que vamos a realizar es el diseño de la estantería. Existen muchas variantes, pero debemos tener bien claro cuáles van a ser las medidas, el color y los materiales que vamos a requerir. Una fórmula sería seguir el siguiente diseño:

  • Tres baldas de madera; no obstante, puedes poner más o menos, según lo que consideres.
  • Cuerda de cáñamo para darle un toque natural y ecológico. También puede utilizarse cuerda de escalar. Si se desea, se le otorga un aspecto más juvenil o callejero sustituyendo la cuerda por una cadena.
  • Barniz para potenciar la estética artesanal. También se puede aplicar un color determinado para darle un toque más alegre o, simplemente, dejar la madera sin tratar.

Paso 2: preparar la madera

Lijar la madera.

Es el paso más importante en la realización del mueble, ya que las baldas de madera van a ser el centro de atención de la estantería.

Lo primero que tenemos que hacer es obtener el tamaño adecuado de los estantes. Aquí tienes varias opciones, o comprar la madera ya preparada con las medidas oportunas o, por el contrario, reciclar un palé y cortar las piezas a tu gusto.

Una vez que tengamos las piezas de madera, es necesarios lijarlas para evitar que haya alguna astilla. A continuación, haremos dos orificios en cada uno de los extremos, los cuales deben ser lo suficientemente grandes para que las cuerdas pasen por ellos.

Y, finalmente, le aplicaremos el barniz. Esto nos ayudará a tener un mejor mantenimiento e higiene, ya que el polvo no suele adherirse a esta superficie con tanta facilidad.

El bricolaje es una tarea que ayuda a eliminar el estrés y a adecentar tu casa.

Paso 3: preparar las cuerdas

Preparar cuerda.

Una vez que la madera se haya secado, llega el momento de preparar la cuerda. Se trata de una tarea muy sencilla, ya que solo tenemos que pasarla por los agujeros que hemos hecho en las tablas. Para fijar la altura de las baldas, haremos un nudo justo por debajo.

Para este paso, te recomendamos que lo hagas con ayuda de otra persona. Hay que asegurarse de que todas las partes quedan paralelas y rectas. Por tanto, conviene utilizar una burbuja de agua.

Por último, para fijar las baldas a la altura deseada, realizaremos un nudo bajo la tabla para que haga de tope y no se desplace hacia abajo.

Paso 4: colocar la estantería de cuerdas

Estantería colgante con libros apilados en horizontal y vertical

Una vez que tengamos montada nuestra estantería, procederemos a anclarla en la pared o el techo mediante unas argollas. Para ello, necesitaremos de nuevo el uso del taladro. De esta manera, se pueden clavar mejor los ganchos y quedará un fijamiento más profesional.

En definitiva, es un proceso sencillo y que no requiere de un esfuerzo extraordinario. La adquisición de materiales se puede hacer fácilmente, y el proceso no te llevará demasiado tiempo. No lo dudes y anímate a hacer tu propia estantería.

Te podría interesar...
4 estanterías de IKEA
Decor TipsLeerlo en Decor Tips
4 estanterías de IKEA

Conoce algunas librerías y estanterías de IKEA, son opciones muy económica, sin dejar de presentar una buena estética y de ser prácticas y funciona...