Arreglos naturales muy creativos, ¡viva la mezcla!

12 Marzo, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la interiorista Goretti Ayubes
Flores, frutas, veduras, hojas... tan solo son algunas opciones que podemos utilizar para dar un toque original a nuestras creaciones. ¡Te lo contamos!

Los arreglos naturales pueden ganar en atractivo utilizando la mezcla de recursos. Por eso, probar con diferentes componentes puede ser el mejor consejo que podemos darte.

No será necesario excluir nada. Flores, frutas, verduras y hojas son muy indicadas para hacer algo más que una simple composición floral. ¡Es cuestión de probar!

Arreglos naturales, en la variedad está el gusto

Arreglos naturales con frutas y flores
Imagen: pinterest.es

Las frutas y verduras suelen ser frágiles; por lo general, duran menos que las flores y las hojas. Por ello, te convendrá seleccionar las más sanas y las menos maduras.

Ten en cuenta que, antes de integrarlas en la composición, es aconsejable lavarlas bien para quitarle la tierra y el polvo adherido. También es recomendable rociarlas para proporcionarles humedad y mantener su aspecto natural.

A continuación, vamos a presentarte cuatro buenas ideas para que ‘eches a volar’ tu imaginación:

1. Frutas y tulipanes

¿Necesitas un arreglo con mucho colorido? Es fácil. Llena un jarrón grande con ciruelas amarillas con otras matizadas, a ser posible que no estén muy maduras, y rocíalas con agua para que estén húmedas.

Posteriormente, de uno en uno, clava en las ciruelas tulipanes del color que más te gusten, con el tallo previamente fijado con alambre de floristería. Es buena idea agregar al arreglo unas ramas de follaje verde.

2. Rosas y hojas flotantes

Arreglos naturales con pétalos y velas
Imagen: pinterest.es

¿Te parece buena idea utilizar agua para la creación de tus composiciones florales? Coge rosas y hojas y ponlas a flotar en un recipiente amplio y poco profundo. Te quedarán muy bien como centro de mesa en una cena especial.

Para que el arreglo se vea más fresco, te aconsejamos que, el día anterior a la preparación, dejes las rosas en agua con conservante floral diluido. ¡Verás que buena pinta!

En el momento de hacer tu creación floral, corta el tallo de las rosas casi hasta la base de la misma. Luego, introdúcelas en el recipiente cubierto de agua hasta la mitad, prueba a alternarle velas flotantes.

Si quieres, puedes hacerlo también con pétalos, así que ¡anota! Dales un brillo para hojas y pulverízalos con agua. Verás que aspecto más bonito y fresco tendrán.

3. Arreglos naturales con mucha mezcla

Centros de mesa florales
Imagen: pinterest.es

Te vamos a proponer unas composiciones que te encantarán, donde podrás mezclar a tu gusto:

  • En un recipiente alto. Cabe la posibilidad de colocar las frutas y verduras directamente en agua junto con las flores, por ejemplo, un racimo de uvas colgado de la boca de un recipiente alto o unas hojas de apio como complemento verde.
  • En un centro sugerente. Lo puedes hacer con flores y hojas de hortensia colocadas en un plato llano y combinadas con manzanas, granadas y nísperos. Quedará muy bien como centro bajo para un almuerzo informal.
  • En una ensaladera. Distribuye estratégicamente agapantos, calabazas pequeñas, berenjenas, alcachofas y piñas de maíz tierno y pínchalas en la espuma. Puedes usar también ramas de un ficus variegado. Colócalo en un mueble del comedor, verás que bien te queda.

4. Manzano en flor con hojas

Con un poco de destreza, podrás incluso imitar la fragancia y vistosidad de un manzano en flor utilizando otras especies. Para hacerlo, basta seguir estos sencillos pasos:

  • Después de rellenar con pasta de yeso un recipiente adecuado al tamaño del arreglo, tienes que clavar de inmediato un tutor recubierto de fibras naturales.
  • Cuando el yeso esté seco, fija una bola de espuma humedecida y cúbrela pinchando ramas de follaje verde de tallos finos, quedarán muy bien las hojas de los ficus.
  • A continuación, inserta con cuidado palillos de pincho con manzanas rojas, conviene que las elijas pequeñas, procurando que los palillos lleguen hasta la mitad de la fruta. Distribuye las piezas alrededor de la bola, dejando espacios libres para colocar las flores.
  • Puedes utilizar también margaritas blancas, preferentemente de tallos gruesos para poder fijarlas a un alambre de floristería. Por último, pon una capa de fibra de coco o musgo sobre el yeso y cubre el tutor con ramas de hiedra.

Arreglos naturales, trucos

Trucos con piedras
Imagen: pinterest.es

Si has elegido para tu composición un recipiente ancho, con cierta profundidad y no tienes flores, verduras, frutas y hojas suficientes, no te preocupes porque vamos a ayudarte a conseguir que tu arreglo se vea igual de bonito.

Para ello, puedes rellenar el fondo del recipiente con piedras planas o colocar dentro de él otro recipiente más pequeño de base plana antes de poner la espuma para hacer el arreglo.

Como te habrás dado cuenta, elevarás el fondo del recipiente y así, el conjunto de la composición parecerá más frondoso a pesar de tener pocos elementos. ¿Qué te parece?

¡No esperes más y comienza por el arreglo que más te guste!