3 tips para incorporar luces a tus estantes

Yamila Papa·
28 Septiembre, 2018
Cuando decidimos incorporar luces a los estantes no solo estamos pensando en la utilidad de la iluminación, sino también en la decoración. Por eso es necesario que el trabajo quede lo más prolijo posible.

Si eres de mirar diseños en revistas de decoración o prestas atención a los detalles en un restaurante, un hotel o una tienda, seguro habrás visto que muchos aprovechan los estantes para iluminar y crear un ambiente diferente.

Probablemente te haya gustado mucho la idea y la quieres aplicar en casa. Por eso, en el siguiente artículo te daremos algunos tips para incorporar luces a tus estantes… ¡Queda más que bien!

¿Por qué incorporar luces a tus estantes?

La iluminación indirecta es perfecta para cualquier momento del día y se adapta a todas las estancias. Ideal para conseguir un ambiente más cálido y al mismo tiempo decorar con poco dinero.

Incorporar luces a los estantes o muebles, incluso a las escaleras o a las aberturas, le dará un nuevo toque a tu hogar. Se trata de un detalle más que práctico y funcional, y si eliges LED (como la mayoría de la gente) conseguirás darle un lugar más destacado a la estantería o rincón que ilumine.

Iluminación en la estantería.

Claro, porque una de las ventajas de incorporar luces a los estantes es justamente que podemos iluminar lo que hay en ellos, pero también hacerlos protagonistas en la habitación, la sala o un pasillo. Es una opción más que interesante para decorar e iluminar… ¡Todo por el mismo precio!

Tips para incorporar luces a tus estantes

Si tienes la idea de colocar luces en las estanterías de tu casa u oficina, te damos algunos consejos para que quede perfecto:

1. Elige bien las luces

En el mercado puedes encontrar todo tipo de luminarias para ponerle a los estantes o muebles, pero cada una de ellas tiene sus propias características y quedan mejor en un sitio y no en otro. Será según tus gustos y qué tipo de decoración quieras imprimirle a tus ambientes, pero te recomendamos que elijas luces tenues en la habitación y más fuertes en el comedor, por ejemplo.

2. Aprovecha una instalación general

Si bien incorporar luces a unos estantes es tan sencillo como pegar unas tiras de luces LED, si queremos algo un poco más ‘robusto’ o profesional podemos aprovechar una renovación o instalación general en el hogar.

De esta manera, el cableado quedará dentro de las paredes y se podrán manipular las luces desde una llave especial. En lo que a estética se refiere, quedará mucho mejor, más prolijo y además evitarás que se despeguen las tiras. Y cuando la bombilla se quema, la cambias y listo.

3. Compra un kit completo

En el caso de que no tengas la posibilidad de hacer una instalación detrás de las paredes, no te preocupes, ya que puedes conseguir kits completos y muy sencillos de colocar. ¡No hace falta ser un manitas para incorporar luces a los estantes!

Tiras LED.

El resultado será más profesional de lo que crees, porque podrás ocultar los cables y llevarlos hasta el enchufe más cercano. También puedes elegir las famosas tiras de LED auto-adhesivas, perfectas para espacios informales o juveniles, hay de diferentes colores y diseños.

Idea práctica: incorporar luces a una estantería de madera

Supongamos que has armado un vestidor en tu habitación, o que tienes una estantería de madera en la sala donde colocas objetos de decoración o recuerdos de tus viajes. Pero te has dado cuenta de que queda un poco deslucida con el resto del ambiente. ¡Ponle una tira de LED a cada estante!

Estantería de la cocina iluminada.

Mide el ancho y compra tiras ya cortadas, para no tener inconvenientes. La idea es que todas las tiras estén conectadas al mismo cable y enchufe. Prueba que funcionen correctamente antes de instalarlas, así las cambias en caso de ser necesario y no debes desarmar toda la instalación.

Lo bueno es que se pueden esconder por detrás de los estantes. ¡Fijate cuantos metros de cable necesitas para poder enchufar sin problemas! También puedes añadirle una tecla para encender y apagar sin necesidad de desconectar.

Aunque las tiras ya tienen pegamento, quizás te convenga sujetarlas mejor con una cinta auto-adhesiva o con presillas a los laterales. De esta forma te aseguras que no se despegarán con el tiempo.

Incorporar luces a tus estantes es muy simple gracias a las tiras LED, aunque también puedes elegir algo más ‘tradicional’ como bombillas. ¡Te quedará más que bonito!