El estilo azteca y su carácter étnico

06 Agosto, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por el historiador del arte Francisco Jiménez
El estilo azteca aporta exotismo a los interiores y los ambientes se recargan de naturalidad, pulcritud y calidez.

Todos tenemos claro que la decoración del hogar debe ser personal y distinguida. El objetivo es que logremos crear un espacio de confort y bienestar con un ambiente plácido, agradable y perfectamente tematizado; por eso, vamos a conocer el estilo azteca y su carácter étnico.

La mayor parte de las veces solemos repetir modelos estéticos tradicionales. ¿De qué nos sirve copiar si realmente podemos innovar? La idea es que recurramos a recursos que abran nuevos horizontes y con los que tratemos de ofrecer una imagen distinta, esa es la meta a la que debemos llegar.

Los historicismos se están utilizando cada vez más. Siglos atrás se han usado todo tipo de elementos para ornamentar las viviendas. Algunas sociedades indígenas son fuentes de inspiración que, hoy en día, han quedado en un segundo plano.

El interiorismo étnico de las culturas ancestrales

Decoración azteca en el dormitorio
Imagen: timberandgray.com

El diseño de interiores no es un oficio que se haya creado en el mundo moderno. Desde la prehistoria, se tiene constancia del uso de recursos y pinturas que se empleaban para adornar los espacios habitacionales. Por tanto, podemos decir que es una cuestión de estética personal.

Hasta día de hoy, el interiorismo ha tenido un recorrido muy amplio. Si echamos un vistazo a la historia nos encontramos con modelos que pueden servirnos para trabajar y realizar nuevas producciones. En el fondo, sería una combinación de información con fundamentos artísticos.

La cultura de los aztecas es un fiel reflejo de todo esto. Eran avanzados en distintos ámbitos y, a nivel de decoración, tenían un amplio desarrollo. De ahí que, en la actualidad, podamos fijarnos en su cultura para tratar de hacer una diseño singular y diferente.

Las culturas del pasado tienen mucho que aportar.

5 claves del estilo azteca

Tejidos de estilo azteca
Imagen: pinterest.es

A la hora de establecer este estilo en el hogar, debemos atender a una serie de principios fundamentales. No es cuestión de trabajar aleatoriamente, sino que debe existir una coordinación estética y una sintonía general en todo el conjunto. Veamos 5 claves para lograrlo:

  1. En el salón o el dormitorio se pueden emplear mantas o paños colgantes con estampados geométricos y lineales. Se trata de mostrar el trabajo artesano que realizaban los aztecas y, por supuesto, ambientar cromáticamente con tonos cálidos.
  2. Las máscaras, esculturas, figuras y jarrones de madera representativas de esta cultura son una buena aportación. Tematizan y nos recuerdan a las producciones artísticas que solía realizar para honrar a un dios.
  3. En cuanto a las alfombras, son una de las aportaciones más interesantes. Cubren grandes superficies y poseen también estampados lineales que generan un efecto visual realmente atractivo. En este caso, se muestra un carácter andino.
  4. Los muebles de madera y forja son muy recurrentes. Sin embargo, no ofrecen un diseño tan perfeccionista; en realidad, constan de ciertas irregularidades, como si hubiesen sido hechos a mano. Además, denotan cierto naturalismo.
  5. No debemos olvidar otros componentes que nos transladan al mundo azteca: los vinilos. Los hay con representaciones figurativas y otros con alegorías y símbolos propios de esta cultura.

Crear un ambiente exótico

Estilo azteca en la decoración
Imagen: etsy.com

El estilo azteca se caracteriza por reflejar exotismo, pero ¿cómo podemos alcanzar este grado? Lo primero de todo es que los colores que utilicemos sean cálidos: naranjas, rojos, amarillos, ocres, beige, etc. La principal fuente de inspiración es la Madre Tierra.

No obstante, la aplicación de otros tonos fríos y blancos pueden ser una buena apuesta, siempre y cuando no nos excedamos en su uso. Para las paredes quedan muy bien el marfil, el crema, el blanco roto y todos aquellos que tengan tendencia cálida y pura.

En cuanto a los suelos, la madera es la mejor opción. Favorece el contexto general del conjunto y contrasta con el resto de tonalidades, produciendo un ambiente agradable, plácido y hogareño.

El verde de las plantas no puede faltar

Orquídea cattleya.

La aportación verde es una pieza fundamental en el estilo azteca. No cabe duda de que las plantas son un pilar básico para oxigenar los ambientes y refrescar la atmósfera. Sin embargo, en este caso podemos recurrir a las especies más inusuales que encontremos en el mercado.

Algunos ejemplares interesantes pueden ser las Orquídeas, la Costilla de Adán, la Palma Kentia, el Aloe Vera, la Planta de la Serpiente, el Mango, un Banano, etc. El objetivo es que nutramos de naturalidad los interiores y confirmemos esa idea de exotismo.

Ahern, Abigail: Cómo decorar tu piso, Océano Ambar, 2010.