El árbol de navidad: ¿artificial o natural?

20 Noviembre, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por arquitecto Renato Alonso Ampuero Rodríguez
El árbol de navidad es un ícono de las fiestas navideñas y el máximo protagonista de la decoración de los hogares. Podrás optar por los naturales o artificiales, todo dependerá de tus preferencias.

La elección del árbol de navidad es, para muchos, un real quebradero de cabeza porque es necesario definir el tamaño y la forma, así como también si se opta por uno natural o artificial.

Muchos prefieren comprar uno natural para llenar con aroma de bosque los rincones de su hogar. Los árboles naturales tienen como aspecto negativo que es necesario barrer constantemente las hojas que se desprenden de él.

Por otra parte, hay quienes ven esto como un ataque al medio ambiente y optan, por ende, por comprar un árbol artificial. Lejos de buscar controversias, a continuación podrás descubrir las ventajas y desventajas de cada variedad de árbol de navidad para que puedas, así, tomar la decisión que se ajuste mejor a tus necesidades, creencias y deseos.

Da igual si es uno grande o uno pequeño, lo importante es que con su belleza y su simbología nos traigan el espíritu navideño.

Ventajas y desventajas de un árbol de navidad natural

Árbol de Navidad natural

Limpia y purifica el aire

Aunque ya es sabido, una de sus principales ventajas es el carácter regenerador de aire que tienen los árboles naturales. Los entendidos en estos temas no dejan de repetir, año tras año, que inclinarse por los árboles naturales es mucho más sostenible. No sólo eso, además está el aroma que desprenden y el factor estético.

Provienen de zonas controladas

Cuando compras un árbol de navidad natural, no estás contribuyendo a la deforestación de los bosques. La procedencia de estos árboles asegura la sostenibilidad: es decir que dónde se quitó un árbol, otro será plantado.

Al comprar un árbol navideño natural, de cierta manera, estarás colaborando con la regeneración del oxígeno y no sólo eso, con un árbol navideño natural serás respetuoso con el medio ambiente.

Pueden ser trasplantados

Una ventaja importante de un árbol navideño natural es que, al estar plantado en una maceta, por ejemplo, podrá ser replantado en otro espacio acondicionado. Podrás plantarlo en tu jardín o si no cuentas con un espacio de estas características, podrás llevarlo a un huerto urbano.

Con esto, el árbol de Navidad no será solo un elemento meramente decorativo, podrá tener una vida más amplia y crecerá más allá de su maceta.

Si optas por una alternativa amigable con el medio ambiente,  donde no tengas que matar un árbol, deberás elegir uno que esté sembrado, para que puedas cuidarlo hasta la navidad del próximo año.

Necesita cuidados específicos

Quizá sea uno de los mayores inconvenientes de este tipo de árboles, ya que durante el proceso de aclimatación a la casa tendrás que cuidar mucho de él. Las casas con una temperatura muy cálida resultan las más perjudiciales para los árboles naturales, pero con un riego regular podrías paliar esta situación.

Necesitará limpieza regular en torno suyo

Como cualquier otra planta natural, este árbol soltará sus hojas, por lo cual deberás estar muy atento a la limpieza de la zona donde se encuentre el mismo.

Deberás plantarlo después

Una de las características de estos árboles es que tendrás que plantarlo una vez terminadas las fiestas navideñas, por lo cual deberás contar con el espacio adecuado.

Si no cuentas con un jardín para plantar el árbol, deberías llevarlo a un punto de recogida oficial para que pueda ser plantado en un huerto urbano.

El árbol de navidad natural puede estropearse

Estos árboles, al ser naturales, tienden a ser más sensibles sobre todo a los espacios con temperaturas muy altas. Un piso con un clima cálido no es el más adecuado para este tipo de plantas. No obstante, al ser un residuo de origen orgánico es biodegradable, por lo cual podrá servir, por ejemplo, para hacer compost natural.

Ventajas y desventajas de un árbol de navidad artificial

chimenea

Variedad de tonos

Cuando compras un árbol navideño natural, los tonos de estos estarán en una gama de verdes. No obstante, si te decides por uno artificial, tendrás la posibilidad de jugar con distintos colores, como blanco, rojo y demás.

Ligero y de fácil montaje

Una de las grandes ventajas de los árboles de navidad artificiales es que ya se encuentran preparados para su fácil montaje y su uso ornamental. Además, son más fáciles de transportar, cobrando especial importancia si vives en un piso sin ascensor.

El árbol de navidad artificial no requiere mucha atención

Al ser de plástico, estos árboles navideños no requieren ni riego ni rayos de sol, por lo cual su mantenimiento resulta mucho más sencillo.

Es duradero

Muchos de estos árboles representan un inconveniente para algunas personas debido a su precio. Sin embargo, debes tener en cuenta que es una compra que rentabilizarás a lo largo de muchas navidades. Esto no ocurrirá con un árbol natural, a menos que tengas un jardín.

El árbol de navidad artificial es menos sostenible

Muchas personas tienen la creencia de que usar un árbol navideño de plástico es más sostenible. Pero, al final, este tipo de árboles están elaborados a base de derivados del petróleo.

No es biodegradable

Al final de su vida útil, el árbol artificial no podrá ser transformado en ninguna otra cosa. Lo que sí se puede es reciclarlo en el contenedor adecuado.

Su apariencia no es tan real

Estos no tienen una apariencia tan real. No obstante, los árboles de navidad artificiales están muy logrados, incluso puede complicarte discernir si se trata de uno natural o uno artificial.

Con este repaso de las ventajas y las desventajas de los árboles naturales y artificiales seguramente estás preparado para tomar una decisión y elegir el árbol que mejor se adapte a ti.