Paredes de pizarra: una tendencia moderna para la cocina

Las paredes de pizarra son muy interesantes para adornar, ambientar y completar las paredes de la cocina. Proporcionan un toque distinto al espacio y poseen también cierto carácter funcional.
Paredes de pizarra: una tendencia moderna para la cocina
Francisco Jiménez

Escrito y verificado por el historiador del arte Francisco Jiménez el 01 Abril, 2021.

Última actualización: 01 Abril, 2021

Un recurso práctico que sirve de complemento para cubrir algunas paredes son las paredes de pizarra. Nos proporcionan distintas utilidades que, en cierto sentido, contribuyen a enriquecer los interiores y, sobre todo, a completar la decoración.

Generalmente, tendemos a emplear infraestructuras básicas que cubran los muros de forma efectiva y funcional; sin embargo, nos olvidamos de otros planteamientos que puede proporcionar beneficios estéticos y enriquecer los interiores bajo los principios de la originalidad.

¿Realmente conocemos todas las posibilidades que ofrece el mercado? En más de una ocasión hemos perdido la oportunidad de trabajar los interiores simplemente por desconocimiento. Por este motivo, surge una oportunidad única de aplicar un tratamiento decorativo que resulte más atractivo.

¿Cómo son las paredes de pizarra?

Chalk Paint: decoración de interiores

En primer lugar, hay que destacar que este recurso se constituye de un único material: la pizarra. Es resistente, firme y muy fácil de instalar. Simplemente, hay que colocar una gran plancha en una superficie amplia y que cubra de lado a lado.

Se recomienda su disposición únicamente en un muro porque si lo hacemos en una habitación al completo entonces perderá eficacia decorativa en el conjunto e, incluso, podemos perjudicar a otros elementos que estén presentes. Además, se perderían sensaciones cromáticas al tratarse de un tono neutro.

En los hogares suelen estar presentes, fundamentalmente, en la cocina, pero también pueden disponerse en otras estancias. De este modo, podemos hablar de un recurso polivalente que puede acondicionarse perfectamente en cualquier lugar, solo es cuestión de saber trabajarlo.

Ayudan a ambientar y favorecer la imagen interna.

Principales cualidades de las paredes de pizarra

Si tuviésemos que destacar algunas de las cualidades propias de este producto, podemos fijarnos, principalmente, en el ámbito estético. No obstante, también proporciona algunas ventajas personales. Vamos a detallar las más importantes:

  • A nivel decorativo favorece el contraste cromático y de materiales. De esta manera, se logra un propósito muy claro: la combinación adecuada gracias a la neutralidad de su color que domina a nivel general en toda la superficie.
  • En ellas se puede pintar con tiza, de tal manera que si tenemos una de estas paredes en el cuarto de los hijos, ellos pueden hacer dibujos. Del mismo modo podemos hacer si se encuentra en la cocina donde se pueden escribir recordatorios, la lista de la compra, etc.
  • Teniendo en cuenta el factor anterior, podemos decir que este componente pasa a ser, incluso, otro principio decorativo más. En otras palabras, estamos elevando a condición de cualidad estética un producto en el que se puede dibujar.
  • La idea del grafiti que solemos encontrar en las calles también se puede aplicar en esta superficie. Lo bueno es que podemos borrar los dibujos siempre que queramos. En el caso de que prefiramos la pared al desnudo sin ningún contenido, entonces estaremos trabajando la neutralidad decorativa.

Un toque diferente para la cocina

Pared de pizarra para pintar

El principal objetivo que nos marcanos es la originalidad. Muchas veces pecamos de no arriesgar con la decoración y caemos en convencionalismos que, en el fondo, ya están muy vistos. ¿Por qué no cambiar la tendencia y aplicar un concepto distinto?

Las paredes de pizarra no dejan de ser un complemento más para la cocina. Además de las utilidades que hemos señalado hasta ahora, también llaman la atención por ofrecer una imagen distinguida. En este sentido, nos desmarcamos de los tradicionalismos.

Cuando recibas invitados y vean un componente estético como este, van a ver en ello un modo de cambiar la dinámica habitual de las cocinas; es decir, se presenta de forma más singular, rompe con las típicas paredes de cerámica y abre otro abanico de posibilidades.

Es momento de dinamizar los interiores

Tal y como hemos señalado, estas pizarras pueden dinamizar los ambientes hasta tal punto que rejuvenecen la casa. Nos estamos refiriendo a una actualización del entorno general en el que la cocina se confirma como un referente a seguir y el lugar en el que se está innovando.

De esta manera, podemos decir que se moderniza la vivienda. En la vida no es necesario seguir los patrones que quedan establecidos desde el pasado; en realidad, tenemos diversas oportunidades, solamente hay que escoger la adecuada. En este caso, las paredes de pizarra son todo un acierto.

Te podría interesar...
Consejos para lucir pizarras originales
Decor TipsLeerlo en Decor Tips
Consejos para lucir pizarras originales

Si quieres añadir una o varias pizarras en tu decoración, no te puedes perder las siguientes ideas que te presentamos aquí. ¡Lucen estupendas!



  • Gilliatt, Mary: El libro de la decoración, Folio, 1986.
  • Margolius, Marcia: Espacios para vivir, Ceac, 2006.

Licenciado en Historia del Arte por la Universidad de Salamanca, posee conocimientos en distintas ramas del arte y la historia, concretamente en los campos del patrimonio histórico, la arquitectura, la pintura y la escultura; además, amplía su formación en el ámbito del diseño de espacios de interior, principalmente en la concepción espacial interna de las viviendas, cómo repercute la iluminación y la aplicación de las artes decorativas. En su trayectoria profesional, ha combinado sus dos grandes pasiones: la docencia en materia de arte e historia y los museos. Actualmente, trabaja como profesor de instituto y como redactor para Grupo M Contigo. Posee una amplia experiencia en el ámbito de la gestión cultural y la musealización de espacios expositivos, habiendo trabajado dentro de esta rama en el Museo del Ejército (Toledo). Sus investigaciones se centran en la comprensión de los principios fundamentales que rigen las artes, su exposición visual y su aplicación en el mundo del interiorismo. Por otro lado, ha trabajado como guía y gestor de sala de exposiciones en Romanorum Vita (La Caixa). A su vez, se especializa en la redacción de contenidos vinculados en distintas temásticas culturales y artísticas. Se considera un apasionado del cine, la música, la historia y la aplicación y desarrollo de las artes en sus distintas vertientes con presencia fundamental en las arquitecturas del presente.