10 tips para una cocina más práctica

17 Enero, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la interiorista Goretti Ayubes
¿Quieres saber cómo crear un espacio práctico y bien aprovechado en tu cocina, donde todo esté en orden y, a la vez, muy a mano? Pues no lo dudes, estás en el post acertado.

Si hay un espacio en la casa condicionado por las necesidades y las costumbres familiares, ese es la cocina. La zona de trabajo, de fuegos, de aguas, de comedor… todas exigen su propia distribución.

Por ello, es tan importante estudiar meticulosamente nuestras necesidades para hacer una cocina más práctica. La situación de cada una de las piezas del conjunto final será decisiva para lograr un buen resultado.

La cocina: 10 tips para acertar

Imaginamos que estarás deseando saber las claves para hacer de tu cocina ese espacio aprovechado y práctico. ¡No te haremos esperar más!

1. Valora tus necesidades

Cocina morada.

Antes de dividir el espacio, lo más importante es que puedas trabajar cómodamente y que la distribución que elijas te permita tener a mano los utensilios que más utilizas.

Piensa bien en el uso real que vas a hacer de cada zona, por ejemplo, si dedicas mucho tiempo a cocinar, sitúa la zona de trabajo cerca de la entrada de la luz natural; si haces grandes compras, necesitarás armarios despenseros de gran capacidad…

2. Saca partido al espacio

En cocinas pequeñas, lo ideal es disponer el mobiliario en forma de L o U, ya que así se aprovechan rincones que, de otra manera, podrían desperdiciarse. Estas distribuciones resultan muy prácticas porque te permiten estar rodeada de armarios y, a la vez, moverte con total comodidad en el espacio central.

En ambos casos, es importante situar la zona de fuegos y la de aguas muy próximas para, de esta forma, evitar desplazamientos innecesarios mientras cocinas y así, tener más comodidad.

3. La cocina: armarios bien pensados

Cómo diseñar una cocina práctica
Imagen: pinterest.es

Elige armarios con estantes extraíbles para poder acceder con facilidad a su interior. En la zona de fuegos son ideales los cajones caceroleros, con grandes tiradores, que permitan almacenar todo tipo de ollas y sartenes.

Cerca de la zona de aguas, puedes situar cajones plateros con pivotes de medida regulable y módulos que integren organizadores para cubiertos u otros útiles como sacacorchos, tijeras, especieros…

4. Organizar la despensa

Debes tener en cuenta que los armarios destinados a almacenar los alimentos deben situarse en una zona fresca, a ser posible cerca del frigorífico y próximos al office.

Las columnas despenseras que van del suelo al techo ofrecen gran capacidad de almacenaje. Las que incorporan rieles y se abren como un cajón te van a resultar muy cómodas y, además, aprovechan el espacio.

5. Situar los electrodomésticos

Electrodomésticos para cocina.

La ubicación ideal del frigorífico es cerca de la zona de trabajo y, a poder ser, junto a la despensa. También resulta muy práctico colocar el horno y el microondas junto a la zona de cocción, en forma de columna.

Y ten en cuenta que, si tienes una cocina pequeña, lo mejor es elegir electrodomésticos empotrables o bien panelados del mismo material y color que el resto del mobiliario de la cocina.

6. La cocina: aprovechar los rincones

Los módulos rinconeros son muy acertados para aprovechar al máximo cada una de las esquinas. Los encontrarás con ejes giratorios o cestas y cajones extraíbles.

Algunos de ellos disponen de puertas correderas para facilitar su apertura, o de una doble puerta abatible para acceder a los rincones más difíciles.

Los más prácticos son los que presentan doble puerta con una o dos bandejas giratorias en su interior, para el menaje más voluminoso o de poco uso.

7. Colocar el fregadero

Cocina con península y fregadero.
Cocina con península / accesiblereformas.com

Su ubicación ideal es cerca de la zona de cocción, la nevera y el lavavajillas, para que puedas lavar cómodamente todos los alimentos y limpiar el menaje sin dificultad.

Los fregaderos más prácticos son los que incorporan dos senos y uno pequeño adicional para lavar las verduras. Si no tienes mucho espacio, elige un modelo con un seno y un escurridor del mismo material.

8. Abrir un pasaplatos

Es una buena opción para cocinas pequeñas, ya que aumentan la sensación de espacio y, también, para aquellas que no disfruten de luz natural, porque permite aprovechar la luminosidad del comedor.

Además, resulta muy cómodo para evitar continuos viajes con los platos y el menaje. Puedes realizar la apertura de obra o bien de carpintería e, incluso, instalar una ventana o unos estores para cerrar la cocina cuando sea conveniente.

9. La cocina: instalar una barra

Barras en las cocinas
Imagen: pinterest.es

Es una idea que te va a encantar si quieres comer en la cocina y no dispones de suficiente espacio para colocar un office. Una barra americana puede servir, además, de superficie de trabajo adicional.

Otras soluciones pueden ser las mesas plegables, las extraíbles de un mueble o las mesas voladas, sujetas con un pie metálico. También existen cajones con un tablero extraíble de unos 90 cm, donde pueden comer dos personas.

10. Crear un office

Si es posible, te aconsejamos, que sitúes el office en la parte más luminosa de la cocina y alejado de la zona de cocción. En esta zona, resultan apropiadas las vitrinas, los muebles abiertos y las estanterías.

Si no dispones de mucho espacio, escoge unos muebles a juego con el resto de la cocina. Si la estancia es grande, puedes diferenciar más la zona del office eligiendo muebles de un estilo que contraste.

¡No lo dudes! Aplica estos consejos y verás como cocinar se convertirá en tu hobby preferido.