Decor Tips
 

La silla Gruvyer está de moda en las casas

La silla Gruvyer es un asiento que ofrece un aspecto dinámico y alternativo; por lo tanto, es muy apropiado para espacios juveniles en los que se consolida la apariencia moderna y contemporánea.

La silla Gruvyer está de moda en las casas
Francisco Jiménez

Revisado y aprobado por el historiador del arte Francisco Jiménez en 06 Enero, 2021.

Última actualización: 06 Enero, 2021

¿Cómo podemos aportar un toque moderno y casual a los interiores? A través del mobiliario tenemos una oportunidad única de ofrecer una imagen distinguida y actualizada. Por eso, vamos a conocer como la silla Gruvyer está de moda en las casas.

El paso del tiempo puede hacer que los materiales y la estética del conjunto se queden anticuados; es decir que se genere un ambiente un tanto más apagado y convencional. Si detectamos este problema, es momento de intervenir e incorporar los recursos que puedan cambiar la tendencia.

Lo más importante es que nos sintamos cómodos y en buena sintonía con la decoración. Es preciso buscar aquellos elementos que tengan algo que decir y que sean un ejemplo de nuestra personalidad. Objetivamente, esta debe ser la línea a seguir.

La silla perfecta para un espacio juvenil

Los muebles aportan un contenido y, por consiguiente, un significado. De este modo, la silla Gruvyer ser confirma como una alternativa aceptable para crear un ambiente juvenil. El material, el color y el diseño la convierten en un componente muy interesante para los interiores.

Se desmarca de las sillas tradicionales, tanto en la forma como en la apariencia. Por este motivo, es conveniente que se coordine bien con el resto del conjunto, especialmente si va a estar junto a una mesa. Esta es la manera de conseguir, en general, un mismo propósito: alcanzar el concepto de modernidad.

Encaja muy bien en los comedores, los salones, las cocinas, los dormitoriores, etc. Al fin y al cabo, el lugar donde se encuentre es lo de menos, lo importante es que se consolide una armonía que concuerde y refleje un estilo casual contemporáneo. Esta es la fórmula para lograr el ambiente adecuado.

Una silla que tiene un amplio abanico de posibilidades.

Principales rasgos de la silla Gruvyer

Si tenemos que señalar algunos de los rasgos principales de esta silla, hay que valorar, en primer lugar, el sentido polivalente, ya que es informal a la par que elegante; de hecho, muchos restaurantes tienden a escoger esta categoría de asientos por la estética que ofrecen.

  • El material del que está hecha es plástico de polipropileno, muy recurrente en el mundo de la decoración. Actualmente, está ganando cada vez más presencia en los hogares al ofrecer resistencia al peso, durabilidad y mucha fuerza.
  • Tanto el respaldo como el asiento se conforman por un entramado calado de líneas curvas entrelazadas. De este modo, se demuestra cierta sensación de aperturismo, evitando por completo esa apariencia cerrada que, normalmente, suelen tener las sillas.
  • Se puede encontrar con o sin reposabrazos. En el fondo, esto no resulta trascendental ni tampoco va a cambiar la imagen de la silla. En este sentido, es cuestión de gustos que escojamos un formato u otro; eso sí, ten en cuenta que puede ser algo más ligera la que no tiene reposabrazos.
  • Se combinan las rectas con las curvas y se obtiene, así, un efecto dinámico. De esta manera, no llega a ser un recurso demasiado extravagante,  sino que simplemente abre otra perspectiva decorativa donde llama más la atención por la combinación de sencillez y sinuosidad.

Diversidad cromática para animar la casa

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Elegancy Design (@elegancydesign)

La silla Gruvyer se puede encontrar en una amplia variedad de colores. Las más neutrales son la negra y la blanca, útiles para hacer composiciones sutiles y alternativas al pasar más desapercibidas.

En cambio, las de tonos vibrantes, como el rojo, amarillo, naranja o rosa, llegan a aportar un toque verdaderamente vistoso, sobre todo si se combinan dentro de un entorno que sigue unos parámetros parecidos.

En el caso de que queramos animar más el espacio, al escoger diferentes colores logramos unos contenidos más juveniles. Precisamente, este es el propósito que se puede alcanzar en los pisos de ciudad.

¿Dónde se puede adquirir?

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Vida no Apê 201 (@vidanoape201)

A la hora de comprar este producto, es posible que no se encuentre fácilmente en el mercado. ¿Se considera una pieza de colección? Algunos interioristas la catalogan así, pero también es cierto que su diseño está patentado y cada vez es más común encontrarla en las tiendas.

No obstante, es en internet donde se puede adqurir y recibir el pedido en casa. El precio puede variar pero, generalmente, se aproxima a los 40 € según el establecimiento.

En definitiva, se trata de un recurso que contribuye positivamente en casa y demuestra que las nuevas tendencias van abriéndose paso firmemente consolidándose como una moda.

La silla Scand, un producto sencillo para el hogar

La silla Scand, un producto sencillo para el hogar

Es conveniente hacer un análisis específico de la silla Scand, un producto sencillo para el hogar con el que podemos enriquecer los interiores.



  • Pesudo Chiva, María Carmen: Formas curvas alabeadas, Cultivalibros, 2009.
  • Serraino, Pierluigi: Eero Saarinen: 1910-1961; un expresionista estructural, Taschen, 2005.

Francisco Jiménez
Francisco Jiménez
Licenciado en Historia del Arte por la Universidad de Salamanca, posee conocimientos en distintas ramas del arte y la historia, concretamente en los campos del patrimonio histórico, la arquitectura, la pintura y la escultura; además, amplía su formación en el ámbito del diseño de espacios de interior, principalmente en la concepción espacial interna de las viviendas, cómo repercute la iluminación y la aplicación de las artes decorativas. En su trayectoria profesional, ha combinado sus dos grandes pasiones: la docencia en materia de arte e historia y los museos. Actualmente, trabaja como profesor de instituto y como redactor para Grupo M Contigo. Posee una amplia experiencia en el ámbito de la gestión cultural y la musealización de espacios expositivos, habiendo trabajado dentro de esta rama en el Museo del Ejército (Toledo). Sus investigaciones se centran en la comprensión de los principios fundamentales que rigen las artes, su exposición visual y su aplicación en el mundo del interiorismo. Por otro lado, ha trabajado como guía y gestor de sala de exposiciones en Romanorum Vita (La Caixa). A su vez, se especializa en la redacción de contenidos vinculados en distintas temásticas culturales y artísticas. Se considera un apasionado del cine, la música, la historia y la aplicación y desarrollo de las artes en sus distintas vertientes con presencia fundamental en las arquitecturas del presente.