¿Qué tipo de colector de agua de lluvia elegir?

A través de un colector de agua de lluvia notarás un ahorro considerable en la factura mensual del agua.

Escrito y verificado por el historiador del arte Francisco Jiménez el 03 Mayo, 2019.

Última actualización: 03 Mayo, 2019

Es posible que estés buscando algunas alternativas para ahorrar dinero y aprovechar los recursos que ofrece la naturaleza. No cabe duda de que el agua es un bien muy preciado y nos supone un elevado gasto al año. ¿Sabes que podrías recoger el agua de lluvia y reducir, así, el gasto? Pues sí, por eso te lanzamos la siguiente cuestión, ¿qué tipo de colector de agua de lluvia elegir?

Hoy en día existen distintos tipos de colectores de agua; incluso, podrías realizarlo de manera artesanal. No obstante, es más eficaz si se adquiere a través de un comercio especializado, siendo mucho más cómodo, y te supondrá menos esfuerzo.

Notarás que, a largo plazo, se produce un ahorro considerable, tanto a nivel económico como de agua. Con todo esto, estarás ayudando también al medio ambiente y habrás conseguido un resultado, indudablemente, satisfactorio, ya que el agua de lluvia es buena al no tener presencia la cal, siendo útil para distintas funciones, sobre todo para el regadío.

¿Cómo funciona el colector de agua?

El sistema es un tanto sofisticado. Se conforma por distintas partes y con una serie de recursos que permitirán que el agua pueda dirigirse hacia el interior de la casa mediante tuberías. En otras palabras, se está produciendo el proceso de recolección y después de distribución.

En el techo se encuentra el tanque receptor del agua de lluvia, es lo que denominamos el área de captación. Una vez que se ha comenzado a recibir este agua, se llevará hacia el área de recolección, almacenándose para su posterior utilización. A esta última parte llegará el agua con una primera filtración que elimine impurezas y residuos que contaminan.

Posteriormente, el agua pasará por otro proceso de filtración y potabilización. De esta manera, se está consiguiendo que quede optimizada para el consumo y, sobre todo, que quede purificada. Esto es necesario, ya que el propio agua puede no ser potable desde el momento de su recepción.

Los avances tecnológicos nos ayudan a reducir los costes de la factura mensual.

Tanque exterior modular: colector de agua

Colectores de agua / ecoinventos.com

La empresa Tecnotri ideó un tipo de tanques para ser situados en el exterior y que puedan recibir y almacenar agua de forma directa a partir de canaletas que se sitúan en la techumbre. Veamos algunas de sus características principales:

  • Se sitúan en el exterior, quedando visibles y sin ocupar excesivo terreno (1,6 metros de alto y ancho aproximadamente). Por supuesto, existen diferentes formatos que se adaptan a cualquier espacio. Las tuberías procedentes del techo se dirigen hacia el depósito.
  • Tiene un sistema de filtración para que el agua que se recibe desde la cubierta pueda ser purificada. En este caso, no tenemos un primer depósito de captación, sino que será la propia inclinación del techo la que ayude a dirigir el agua hacia los canalones.
  • La capacidad de los depósitos es de 1.000 litros.
  • Se convierte en un elemento muy funcional al tener distintos grifos útiles para colocar mangueras o simplemente para poder obtener agua de manera directa e instantánea.

Formatos más reducidos de colectores de agua

Colector de agua / circulosocial.club

En el caso de que quieras simplemente un captador de agua de tamaño más reducido, existe otra posibilidad que es la que ha realizado la marca Raindrop. Sus dimensiones son de 50-80 milímetros de diámetro y posee una forma de pera con grifo inferior para poder sacar el agua.

Este ejemplar se caracteriza por adaptarse al muro y conectar directamente a la tubería bajante del canalón del techo. Posee un pequeño filtro y almacena una cantidad no muy elevada de agua: 75 litros aproximadamente.

Lo más novedoso de este producto es que puedes situar una jarra en la parte superior para tener agua de manera instantánea. No obstante, tiene su depósito de almacenamiento.

Receptores camuflados

Colectores de agua / lavidalucida.com

Otra posibilidad es que puedas tener un colector de agua de lluvia que esté camuflado en el jardín. Hay distintas opciones y te ayudará a guardar una estética más acorde con el entorno que tengas en el exterior del hogar. En el fondo, es un sistema de camuflaje.

Se pueden encontrar de todo tipo: ánforas, maceteros, barriles, etc. Los formatos son diversos y existen múltiples tipologías que, incluso, puedes aplicarles complementos o plantas.

La idea de todo esto es que el aparato sea funcional y, a su vez, ofrezca una apariencia estética atractiva e interesante.

Te podría interesar...
Mi DecoraciónLeerlo en Mi Decoración
4 consejos para almacenar energía solar en casa

¿Quieres saber cómo se puede almacenar energía solar en nuestra propia casa? Entonces te recomendamos que leas este artículo.


Licenciado en Historia del Arte por la Universidad de Salamanca, posee conocimientos en distintas ramas del arte y la historia, concretamente en los campos del patrimonio histórico, la arquitectura, la pintura y la escultura; además, amplía su formación en el ámbito del diseño de espacios de interior, principalmente en la concepción espacial interna de las viviendas, cómo repercute la iluminación y la aplicación de las artes decorativas. En su trayectoria profesional, ha combinado sus dos grandes pasiones: la docencia en materia de arte e historia y los museos. Actualmente, trabaja como profesor de instituto y como redactor para Grupo M Contigo. Posee una amplia experiencia en el ámbito de la gestión cultural y la musealización de espacios expositivos, habiendo trabajado dentro de esta rama en el Museo del Ejército (Toledo). Sus investigaciones se centran en la comprensión de los principios fundamentales que rigen las artes, su exposición visual y su aplicación en el mundo del interiorismo. Por otro lado, ha trabajado como guía y gestor de sala de exposiciones en Romanorum Vita (La Caixa). A su vez, se especializa en la redacción de contenidos vinculados en distintas temásticas culturales y artísticas. Se considera un apasionado del cine, la música, la historia y la aplicación y desarrollo de las artes en sus distintas vertientes con presencia fundamental en las arquitecturas del presente.