Decoración al estilo Jazz Club

Decora a ritmo de jazz y transporta a tus invitados a un espacio dónde se deguste un ambiente alternativo y distendido.

Escrito y verificado por el historiador del arte Francisco Jiménez el 20 Marzo, 2018.

Última actualización: 20 Marzo, 2018

El jazz, un género musical que ha obtenido un éxito rotundo a nivel internacional durante el siglo XX, no solamente lo podremos encontrar en escenarios, teatros y bares, también puede trabajarse a través de la decoración al estilo Jazz Club.

Normalmente estamos acostumbrados a acudir a pub’s donde el diseño suele asociarse al tipo de música que allí se escucha. Por eso, si se reproduce jazz en ese lugar, ¿por qué no acondicionarlo a este tipo de género?

Y, a su vez, yendo aún más allá, ¿por qué no decorar nuestra casa en esta línea? Existen múltiples formas de darle a tu hogar un toque diferente e innovador, rompiendo estereotipos tradicionales del interiorismo.

Espacio de tranquilidad

Ya sea en un salón o dormitorio, debemos tener un espacio amplio para poder aplicar los contenidos propios de este tipo de decoración.

Resulta fundamental que dejemos libre un espacio de tránsito, sin mobiliario que pueda interceder, ya que éste se dispondrá principalmente junto a las paredes.

El objetivo que se pretende alcanzar es un espacio semejante a un bar o club de ambiente distendido, amplio y con una armósfera que transmita relajación.

Además, la luz que penetre en el salón puede ayudar a realzar aún más el conjunto donde se inserta este tipo de temática.

Suelos y paredes

Para el suelo, pueden emplearse materiales como la madera o el enlosado. Principalmente se debe perseguir un tono oscuro; de este modo, la calma llega de abajo hacia arriba. Para conseguirlo, qué mejor que un tono apacible bajo nuestros pies.

En cuanto a las paredes, pueden combinarse tanto superficies lisas como otras rugosas; es decir, uso de varias texturas.

Es recomendable utilizar el ladrillo, ya sea visto o pintado; además, le dará un toque peculiar el desgaste de su superficie, siendo así un diseño digno de los clubes de jazz.

Si colocamos por un lado este material, otra parte de la habitación puede pintarse en color liso o dejar el hormigón desnudo al exterior. Se consigue, por tanto, una atmósfera más alternativa.

Los zócalos de madera ayuda a diferenciar partes y agiliza también el carácter; incluso, si se divide la pared entre madera y hormigón, genera un estilo muy propio de un bar de jazz.

Mobiliario y estilo

¿Cuáles son los tipos de muebles óptimos para transmitir el sentido de jazz club? En primer lugar, debemos prestar seria atención al sofá. Se recomienda disponer uno alargado, de estilo chester y  con los siguientes colores:

  • Negro
  • Terrosos
  • Granate
  • Azul marino

Es preferible no colocarle cojines, así no se cubre el diseño propio de esta gama de sofás, la cual ofrece calidad, comodidad e informalidad. El material puede ser en cuero o piel.

Por otro lado no pueden faltar las estanterías. En ellas podremos ordenar elementos del salón y no dejar desnudas las paredes.

Mesas y sillas puede tener una presencia anecdótica; no han de ocupar todo el espacio, pero sí cumplir con funcionalidad y cuya estética no sea demasiado cargante, sino más bien líneas y formas simples.

En cuanto a la iluminación, se pueden disponer lámparas de pie de diseño semejante al urban style. Mejor emplear aquellas cuyo material es metálico y poseen formas de carácter industrial y original.

Hay que tener en cuenta que el objetivo es transmitir un ambiente acogedor, apacible y que nos transporte a un mundo urbano e improvisado, tal y como es el jazz.

La vida es como el jazz… es mejor cuando improvisas.
~ <em data-reactroot="">-George Gershwin-</em> ~

Estética y decoración

Si queremos decorar el lugar, ¿de qué manera sería más preciso combinar los elementos?, ¿cuáles podemos utilizar?, ¿qué quedaría mejor para este estilo? Ante tantas preguntas te ofrecemos unos consejos.

Algunos elementos que venden los anticuarios, ya sean matrículas de coche antiguas, placas de publicidad, relojes, carteles, pósters, bicicleta antigua colgada en la pared, objetos vintage, etc., son los más útiles para ambientar el lugar.

Por otro lado, puede resultar muy interesante colocar un adorno que posea luces de neón. Con ello se ganaría mucho en la línea callejera y original de un club de jazz, en los que sí se utilizan estos recursos que estamos comentando.

Y para las paredes, los vinilos decorativos son una buena baza para aportar un toque curioso; de hecho, los hay de innumerables temáticas.

Por lo que respecta al suelo, pueden utilizarse alfombras de color liso, que no obtenga todo el protagonismo. Quizá conviene más dejar a simple vista el suelo.

Estilo jazz club / pinterest.es

Conclusión

Realiza un ambiente alternativo en tu salón, recordando al estilo de los clubes de jazz, otorgando a tu hogar un carácter más callejero e innovador. Trae a tu casa todo el sentimiento de este género musical, siguiendo una línea muy americana.

Te podría interesar...
Decor TipsLeerlo en Decor Tips
Urban Style para el salón

Una propuesta que está irrupiendo en el mundo del interiorismo es la aplicación del urban style para el salón, una nueva tendencia de diseño


Licenciado en Historia del Arte por la Universidad de Salamanca, posee conocimientos en distintas ramas del arte y la historia, concretamente en los campos del patrimonio histórico, la arquitectura, la pintura y la escultura; además, amplía su formación en el ámbito del diseño de espacios de interior, principalmente en la concepción espacial interna de las viviendas, cómo repercute la iluminación y la aplicación de las artes decorativas. En su trayectoria profesional, ha combinado sus dos grandes pasiones: la docencia en materia de arte e historia y los museos. Actualmente, trabaja como profesor de instituto y como redactor para Grupo M Contigo. Posee una amplia experiencia en el ámbito de la gestión cultural y la musealización de espacios expositivos, habiendo trabajado dentro de esta rama en el Museo del Ejército (Toledo). Sus investigaciones se centran en la comprensión de los principios fundamentales que rigen las artes, su exposición visual y su aplicación en el mundo del interiorismo. Por otro lado, ha trabajado como guía y gestor de sala de exposiciones en Romanorum Vita (La Caixa). A su vez, se especializa en la redacción de contenidos vinculados en distintas temásticas culturales y artísticas. Se considera un apasionado del cine, la música, la historia y la aplicación y desarrollo de las artes en sus distintas vertientes con presencia fundamental en las arquitecturas del presente.