Duchas: cómo economizar espacio y agua

05 Febrero, 2020
Este artículo ha sido escrito y verificado por la interiorista Goretti Ayubes
¿Quién no agradece a primera hora de la mañana tomar una ducha rápida y vigorizante para comenzar mejor el día? Vamos a convencerte para que instales una en tu cuarto de baño. ¡No te arrepentirás!
 

La función de las duchas no se limita a la higiene. Ducharse puede convertirse en un momento muy especial del día pero, también, hay un aspecto funcional a la hora de instalar un plato de ducha.

La ducha tiene tres ventajas con respecto a la bañera que harán que te decidas por su instalación en el cuarto de baño: es más higiénica,  gasta menos agua, y, por último, ocupa mucho menos espacio.

Además, si en el momento de elegir, el criterio que prima es el económico, el plato de ducha será la opción más adecuada. Así que ya sabes, presta atención, si crees que es una buena opción para tu vivienda.

Duchas, vamos a saber más

Duchas sofisticadas.

Tenemos que decirte que los platos de ducha que existen actualmente en el mercado, presentan distintas formas, según el espacio disponible, el gusto y las necesidades. Así podrás decantarte por: los cuadrados, de esquina o redondeados.

Las medidas mínimas aconsejables para instalarlos son unos 80 o 90 cm pero, ten en cuenta, que la tendencia actual es colocar duchas más grandes que nos den una mayor comodidad y libertad de movimientos.

Los materiales

Los materiales más comunes suelen ser la porcelana y los acrílicos. Los platos de ducha de porcelana son particularmente muy resistentes, tanto al choque térmico como al choque mecánico. Actualmente, se fabrica una variedad de modelos que ya llevan un relieve antideslizante incorporado.

 

En cuanto a los platos de ducha acrílicos, en su manufactura suele emplearse la combinación de los materiales ABS y PMMA, así como la sofisticada y registrada tecnología de mezcla de poliuretano y fibra de vidrio. Cabe destacar los modernos diseños extraplanos, que permiten una ducha de fácil acceso.

Duchas de obra

Ducha de obra.

Cada día hay más personas que prefieren una ducha de obra a un sistema tradicional con plato prefabricado. Toma nota, porque existe una amplia oferta de baldosas cerámicas con toda la gama de piezas especiales, así como sistemas de mamparas y tabiquerías ligeras que permiten la instalación de duchas completamente personalizadas.

Mientras que un plato prefabricado tiene un borde o escalón que hay que superar para acceder a la ducha, la ducha de obra, además de ofrecer un abanico de posibilidades de decoración mucho más amplio, elimina cualquier problema de acceso.

También es conveniente que sepas que, en su contra, la ducha de obra no es tan estanca, por ello será recomendable instalarla en casas o en viviendas donde no haya vecinos debajo, para de esta forma, evitar las tan temidas filtraciones de agua.

 

Duchas: mamparas y cortinas

Mamparas

Mamparas de ducha

Las mámparas de ducha son la solución más práctica para evitar las salpicaduras en el cuarto de baño. Existe una gran variedad de modelos y es posible realizarlas a medida.

La mampara más pequeña para ducha es de 50 cm de ancho y se pueden fabricar con perfiles metálicos y cristal securizado. Destacan los modelos con dos paneles de cristal transparente, uno curvo movible y otro recto fijo.

También son muy cómodos y decorativos los modelos que incluyen una puerta con tirador y el resto de cristales fijos. Se fabrican en diferentes colores y materiales, en cristal securizado transparente, translúcido o grabado al ácido.

Eso sí, deberás asegurarte de que la mampara posea una buena garantía y de que el proveedor ofrezca un óptimo servicio postventa, pues las piezas de recambio, así como las reparaciones, suelen resultar bastante costosas.

Cortinas

La tradicional cortina de ducha es la solución más económica, los precios oscilan entre los 10 y los 70 euros, mientras que el importe de las mamparas puede llegar a duplicarse o triplicarse.

También tenemos que decirte que la cortina constituye un elemento decorativo que le da un toque especial al cuarto de baño. Existe una amplia gama de modelos en el mercado que permite jugar con una gran variedad de colores, transparencias y estampados.

 

Aunque el material más común de las cortinas es el plástico, las de tela impermeable son más resistentes a la humedad. Por lo que, hoy en día, son las más demandadas.

En cuanto a las barras para cortinas de baño, existen en diferentes formas y acabados para adaptarse a cualquier necesidad. Te recomendamos las de plástico y, si quieres gastarte un poco más, también son muy buena opción las de acero inoxidable.

Duchas. Prevención

Ten en cuenta que para las duchas, existe una serie de medidas de prevención fáciles de instalar y que es conveniente que tengas en cuenta para no llevarte sustos innecesarios. Vamos a verlas:

  • Poner alfombras antideslizantes dentro de la ducha, para evitar que patinemos.
  • Instalar grifos tipo monomando, y mejor aún si es un modelo que gradúe la temperatura.
  • Colocar un perchero accesible para colgar las toallas al alcance de la mano.

¿Te hemos convencido? Estamos deseando saberlo.