Baño sostenible, descubre cómo tener uno

Para lograr que tu baño sea sostenible solo necesitas adelantar algunas reformas y optimizar el uso de recursos naturales como el agua. Te contamos más.
Baño sostenible, descubre cómo tener uno

Última actualización: 03 enero, 2022

¿Te preguntas cómo es tener un baño sostenible? Pues bien, en los últimos años la sostenibilidad se ha convertido en algo muy importante para todas las personas. Incluso, el sector de la decoración de interiores se ha reinventado en busca de impactar el medioambiente de la forma más positiva posible.

Se trata de optimizar recursos valiosos como el agua y la energía y usar materiales que no afecten el equilibrio ecosistémico. Eso sí, sin dejar de tener un espacio lindo, elegante y moderno, considerando que el baño es cada vez más un espacio relevante en los hogares.

¿Cómo tener un baño sostenible?

Tener un baño sostenible no es tan complejo como parece. Adecuarlo es posible haciendo una inversión que a mediano y largo plazo impacta positivamente en el bolsillo al generar un ahorro en los servicios públicos. De este modo, gana el planeta y ganas tú.

Cámbiate a una grifería con caudal reducido

Grifería de baño

El gasto excesivo de agua es uno de los aspectos que más nos preocupa por dos razones. La primera tiene que ver con el impacto en la economía familia y la segunda con la preservación de este recurso vital que es limitado.

Así las cosas, reducir el caudal de la grifería ayudará a disminuir el gasto y el consumo, iniciando el camino hacia la sostenibilidad. Este tipo de elementos tienen un plus y es que permiten que la cantidad de agua, pese a ser reducida, sea completamente funcional.

Lo ideal es que implementes este cambio en la ducha también y en todos los grifos de la casa. De este modo, habrá un cambio realmente impactante.

Grifería monomando para un baño sostenible

Además de optar por una grifería de caudal reducido, es importante que sea monomando. Este es un sistema eficiente que mezcla mucho mejor y más rápido el agua fría con la caliente en comparación con los bimando.

Sin duda alguna, este mecanismo impacta en el gasto económico y ambiental, pues no vas a tener la necesidad de dejar el grifo abierto gastando agua hasta que salga la caliente. Así, la mezcla entre la grifería monomando y el sistema de caudal reducido resulta ser perfecta.

Piensa dónde ubicar el calentador de agua

Por si no lo sabías, la ubicación del calentador de agua puede afectar positiva o negativamente el consumo de energía. Lo más adecuado es que este elemento no esté lejos del baño. La razón es que entre más lejos, más tarda en llegar el agua caliente y se gasta más energía.

Ahórrate desde el principio el gasto de agua, energía y gas, si tienes un calentador moderno y mixto, al ponerlo lo más cerca del baño que te sea posible.

No exageres con el agua caliente

Salida del agua de la ducha.

La temperatura que debería tener el agua de la ducha para tener un baño relajante y saludable varía entre los 50 y los 60 grados centígrados. Cuando exageras con la temperatura se produce un gasto de energía mayor y puedes exponerte a alterar el pH de tu piel. A mediano plazo, puedes observar cómo tu piel se reseca.

Bañarse con agua demasiado caliente afecta al medioambiente y a ti. Así que calcula la temperatura que te recomendamos.

Inodoros de doble descarga

Cuando de adecuar un baño para que sea sostenible se trata, hasta el inodoro es importante. Pensando en ello, lo mejor será cambiar el sanitario tradicional por uno de doble descarga. Estos elementos son un poco más costosos, pero logran reducir hasta el 50 % del consumo de agua.

A largo plazo, el ahorro del recurso y del dinero será muy significativo, pues para dejar el inodoro limpio basta y sobra con una descarga corta.

Prefiere materiales duraderos y de calidad

Para garantizar que tu baño sea completamente sostenible, no permitas que ningún detalle se escape. Utiliza materiales de calidad, naturales y duraderos. Lo ideal es que hagas una inversión que valga la pena en la que se contemple un estilo atemporal, moderno y que vaya con tus gustos.

Esto garantiza que no gastes de más haciendo costosas remodelaciones cada tanto, aumentando la demanda y explotación de diferentes recursos. Prefiere materiales como la madera que además de ser duradera, te asegura funcionalidad y confort, y hace que el baño luzca grandioso.

Fíjate en la iluminación

La iluminación es algo muy importante en un espacio que suele ser reducido como el baño. También porque allí pasamos bastante tiempo arreglándonos y aseándonos, por lo que necesitamos tener una buena visual. 

No obstante, hay que procurar que los focos que empleemos sean ahorradores o de bajo consumo como los LED. Además, procura instalar estratégicamente las luminarias para que con pocas unidades tengas un buen rango de iluminación.

Asea con productos orgánicos

Preparación de vinagre.

Para culminar la transformación sostenible de tu baño te recomendamos usar productos orgánicos para limpiarlo. Ten presente que los químicos que componen los elementos tradicionales quedan en las corrientes naturales de agua afectando a las diferentes especies que habitan allí.

Hay productos especialmente fabricados con ingredientes naturales. Si el precio te parece muy alto, pueden intentar con el vinagre, el limón o el bicarbonato, los cuales no contaminan y son muy útiles en la limpieza.

¡Anímate y transforma tu baño, hazlo sostenible!

Te hemos compartido algunos consejos para hacer de tu baño un lugar sostenible, amigable con el medioambiente y con tu bolsillo. Recuerda que uno de los principios de la sostenibilidad es preservar los recursos disponibles en este momento para las generaciones futuras.

Te podría interesar...
Aprende cómo almacenar los productos de limpieza
Decor Tips
Leerlo en Decor Tips
Aprende cómo almacenar los productos de limpieza

Aprender cómo almacenar los productos de limpieza es muy importante, más si tienes hijos o mascotas. La seguridad de tu familia es fundamental.